Usted está en: Inicio Temas de Reflexion El tiempo pasa y no regresa

El tiempo pasa y no regresa

El tiempo pasa y no regresa, disfruta el momento con tus niños

Cuando lo niños están pequeños queremos que crezcan, y cuando crecen queremos que sean pequeños, te has preguntado porque nos pasa eso a los padres, cual es el motivo de esa falta de claridad, serán los patrones de conducta adquiridos, tal vez lo que escuchamos con los amigos o los vecinos, pero sea el motivo que sea, muchos de nosotros lo hemos dicho o mínimo lo hemos pensado.

Todo tiene un tiempo y un espacio y todo se dará en su debido momento, sería mejor gozar con los niños de su felicidad, su risa, su alegría, sus ganas de hacer mil cosas a la vez, de la capacidad que tienen de pelearse con el amiguito  y a los minutos olvidarlo para continuar jugando. Ellos son el vivo ejemplo del amor y la paz que el mundo necesita, aprendamos a ser tan simples como ellos.

Aprendamos de su gran imaginación, de su manera tan simple de ver la vida, de lo rápido que olvidan una llamada de atención, de la alegría que sienten cuando llegamos del trabajo, de la emoción que sienten por los festivales de la escuela, de la forma en que se comen los dulces, las nieves, los chocolates, y que no les importa ensuciarse completitos, que maravilla, ellos son nuestros grandes maestros, ¿quien debería aprender de quien?

Porque queremos hacerlos grandes antes de tiempo, porque decirle: ¡Entiende que no te das cuenta de que ya estas grande!, yo a tu edad hacia mil cosas, porque la comparación, porque darles nuestras miserias emocionales, es el tiempo de los hijos, nosotros tenemos nuestras responsabilidades, y la de ellos siempre debe de ser según su edad, cuál es la  idea de hacerlos adultos antes de tiempo y no permitirles que vivan el maravilloso tiempo de ser niños.

Juega con tus hijos antes de que crezcan, conviértete en niño, se tan simple como ellos, tirate al suelo no importa que te ensucies, al rato te bañas. En poco tiempo, ya no habrá juguetes tirados por todos lados, ni estará el cuarto todo revuelto, ni las paredes tendrán dibujos, no habrá platos rotos, ni la ropa toda sucia, ni los chicles debajo de la mesa, porque ellos crecerán y tomaran su camino.
Abrirán sus alas y volaran, en tus manos esta que ellos cuando hagan su nido quieran regresar a besarte, abrazarte y agradecerte todo lo que con amor les diste. Hoy, deja a un lado tus excesos laborales, ya sean los del hogar o los profesionales, deja de ver la televisión, deja de hablar por teléfono, las horas que inviertas ahora en tus hijos, serán los años de éxitos que ellos tendrán, además la felicidad que tendrás al liberarte de ataduras y rescatar a tu niño interior, juega, ríe, brinca, diviértete y goza la alegría de vivir el momento.

Escribe en tu agenda, que lo mas importante son tus hijos, que hoy te vas a divertir con ellos y vas a gozar el momento, olvida por un rato las obligaciones de tu diario vivir y realiza la labor mas bendita que podamos tener, la de ser padres.

El tiempo pasa y no regresa, disfruta a tus pequeños, aprovecha cada minuto con ellos y cuando el tiempo pase y los veas felices logrando éxitos y formando una familia, siéntenle satisfecho, pleno y agradecido con Dios y con la vida, ya que sus éxitos, siempre serán tus éxitos. Recuerda que no hay mejor labora que la de SER PADRES.

Mizada Mohamed Hamsho

 

Comentarios:






Es necesario ser un usuario registrado para poder dejar tu comentario , si ya lo es por favor acceda con su cuenta.